Agosto mes de la Solidaridad

Agosto mes de la Solidaridad
Agosto mes de la Solidaridad

domingo, 20 de octubre de 2013

Apertura Año Jubilar Santuario Cenáculo de Bellavista, Santuario del 31 de mayo. 18 de octubre 2013,Chile


Mensaje para la apertura del Año Jubilar

¡Querida Familia de Schoenstatt!
En la sencilla celebración del 22 de septiembre los pallotinos le transfirieron a la Familia de Schoenstatt la responsabilidad del Santuario Original. El “Acta de Fundación” de nuestro Padre Fundador ha sido escrita de nuevo con la tinta de nuestra vida y nuestra fe. Fue una hora de profunda gratitud y de alegría interior. “Ha llegado el momento”, dijo el provincial de los pallotinos, Padre Scharler , en su plática. De sus manos recibí la llave. Esto lo hice en nombre de todos ustedes y con humildad, ya que ¿Quién puede decir que es digno de asumir la responsabilidad del Santuario Original? Durante la última década hemos madurado como Familia. El amor de la MTA nos ha formado hacia más integridad y fraternidad entre comunidades, estructuras y naciones. Su amor nos ha hecho madurar hacia un nuevo espíritu misionero en nuestro servicio a la Iglesia. Así podemos acercarnos lentamente al umbral del santuario. La hora de gracias de la entrega del Santuario nos invita a detenernos un momento y preguntarnos si aún falta algo en nuestra preparación interior, si la misericordia de Dios debe aún complementarnos, ahí donde el amor de nuestras alianzas ha sido poco decisivo. Queremos seguir magnánimamente las inspiraciones del Espíritu Santo.

La Madre y Reina nos ha amado primero a través de esta donación. Ha salido a nuestro encuentro con su regalo jubilar para toda la Familia. No quiere más que despertar en nosotros un amor y generosidad desinteresados para que el 18.10.2014 irrumpa nuevamente el primer amor, un amor al Dios Trino, a cada miembro de nuestra Familia y a la Iglesia.
Este es el gran motivo, abrirse a la gran peregrinación, para estar junto al Santuario y en Roma en el 2014
Cuatro razones para la participación son para mi evidentes.

+ María me espera
María me dice, como uno escucha a menudo en Latinoamérica: “mi casa es su casa”. Si la gente es así de acogedora, María lo es mil veces más. Ella me invita a su casa para encontrarse personalmente conmigo el día de su Jubileo. El 18.10 tal vez solo tenga 3 minutos para poder mirarla pero, en un día como ese solo basta un parpadeo. Se producirán transformaciones, pequeños y grandes milagros y por eso quiero estar ahí. María anhela mi presencia y la tuya.

+ Estar en el Lugar Santo
Para mi es inolvidable un domingo de ramos que pude vivir en Jerusalén. Es una gracia especial poder estar en el Lugar Santo el día de la conmemoración y la renovación. De esto uno puede vivir mucho tiempo. Me acuerdo de los cientos de miles que peregrinaron por horas en la Basílica de San Pedro hacia el féretro del Papa Juan Pablo II. Esto es distinto a visitar su tumba cualquier otro día. Yo quiero estar junto al Santuario. Quiero preparar mi agradecimiento en la larga fila delante del Santuario y preparar mi corazón para la entrega.

+ Pertenecer a la Familia
Cuando uno se casa todos los amigos están presentes. Uno mueve citas, hace largos viajes, porque uno pertenece ahí y no se lo quiere perder. Yo quiero pertenecer ahí, cuando vengan los peregrinos desde todos los rincones del mundo, cuyo idioma no entiendo, pero sus ojos brillantes me asegurarán: somos un corazón y una alma, como si nos conociésemos desde siempre. Somos una gran familia a la cual pertenecemos juntos  y nos necesitamos mutuamente.

+ Mostrar al Santo Padre la solidaridad
Con sus gestos y con sus sencillas y sinceras palabras él nos ha hecho tomar conciencia. Ha despertado en muchos la alegría de ser cristiano hoy. Nos pide salir de nosotros mismos, buscar a la gente e ir hacia aquellos en la periferia de la sociedad. Él mismo va valiente hacia ellos. Yo quiero vivir en esta corriente de la Iglesia y hacer mi aporte. Quiero apoyar al Papa en Roma con mi solidaridad por amor a la Iglesia.
Seguro que ustedes tienen otros motivos que mueven su corazón hacia el camino de peregrinación. Los invito a escribir sus razones al Team 2014. La vida se enciende con vida. Así la ilusión será más grande y profunda y algunos indecisos puede que se pongan también en camino.
Muy bienvenidos, mi casa es su casa,
Su padre Heinrich Walter 




































































































































HOMILÍA




PRESENTACIÓN DE LAS OFRENDAS

















































APERTURA DE LA PUERTA DEL SANTUARIO



















Fuente vídeos y fotografía, Antonio Barbagelata


Jubileo decreto
Decreto: indulgencia plenaria para el Año Jubilar
El Santo Padre Francisco, concede la indulgencia plenaria durante cada día del año del centenario  de la Alianza de Amor.

PENITENCIARIA APOSTÓLICA
 Prot. No. 589/13/I
Decreto
El Santo Padre Francisco, fue informado por el Padre Heinrich Walter, Superior General del
Instituto de los Padres de Schoenstatt y el Presidente de la Presidencia General de la Obra Internacional de Schoenstatt en las ceremonias del Jubileo que evocan el día, hace cien años, Kentenich entonces sacerdote de la Sociedad del Apostolado Católico, impulsado por el ideal de la renovación religiosa fundada la obra antes citada, en Schoenstatt, cerca de Vallendar. Esto sucedió
en un acto de consagración, una Alianza de Amor con María, venerada con el título de Madre, Reina y Victoriosa de Schoenstatt.

Con el objetivo de permitir el acceso de fieles a la riqueza de los dones divinos, en el cuidado de la
Iglesia universal y particular benevolencia a los miembros de la Obra Internacional de Schoenstatt,
el Santo Padre da una indulgencia plenaria que, bajo las condiciones habituales (confesión  sacramental , Comunión eucarística y oración por las intenciones del Santo Padre) puede beneficiar a los miembros de la Obra y demás fieles que celebran el jubileo, siempre que  sinceramente se arrepienten de sus pecados y vuelvan sus corazones a los objetivos espirituales del Año de la Fe

Esta indulgencia puede obtener esos, próximo octubre 18 a octubre 26, 2014, parte de las celebraciones del Jubileo de la fe o de una coincidencia celebración o, al menos, dedicar algún tiempo a la meditación y la complete con la Oración del Señor , el Credo y la invocación a la Madre, Reina y Victoriosa de Schoenstatt. Todo esto en efecto durante el período de tiempo indicado para cada día en Schoenstatt, por día Jubileo estableció en Roma y los Santuarios de Schoenstatt en el mundo.

Los miembros de la Sociedad, que son incapaces de asistir a las celebraciones del jubileo, por enfermedad o por razones graves, podrán obtener la indulgencia plenaria en el lugar en el que,  desde que se apartan de todo pecado y tener la intención de cumplir lo antes es posible las tres  condiciones habituales, uniéndose espiritualmente a las celebraciones sagradas y ofreciendo sus  oraciones, sus dolores y sufrimientos, por María, el Dios todo misericordioso.

Para facilitar el acceso al perdón divino, el poder pastoral de la Iglesia, la Penitenciaría Apostólica
pide a los Padres de Schoenstatt y los sacerdotes de la Obra de Schoenstatt que de buena gana y
con alegría, que se preparan para celebrar el Sacramento de la Penitencia y de la distribución de frecuencia la comunión a los enfermos.
El presente Decreto tiene validez durante todo el Año Jubilar, a pesar de cualquier determinación
contraria. Dado en Roma, junto a la Penitenciaría Apostólica, 2 de octubre de 2013.(Firmado)
Cardenal Mauro Piacenza
Penitenciario Mayor
(Firmado) Don Krzysztof Nykiel Regente

No hay comentarios:

Publicar un comentario